Modificaciones Bases Imponibles IVA por casos especiales

MODIFICACIÓN DE LA BASE IMPONIBLE DEL IVA POR IMPAGO

 

Normativa: Ley 37/1992, de 28 de diciembre, del Impuesto sobre el Valor Añadido.


Artículo 80.Tres y Cuatro, regula la posibilidad de que el sujeto pasivo pueda modificar, de forma voluntaria, la base imponible del IVA cuando se de la situación de impago de las facturas emitidas a sus clientes.


Esta posibilidad de modificar la base imponible se permite, siempre que se cumplan los requisitos establecidos al efecto, en caso de impago, pero distinguiendo si el cliente está en situación de concurso de acreedores (artículo 80.Tres) o no (artículo 80.Cuatro).


 Además hay que tener en cuenta que la modificación de la base imponible no opera ante créditos que disfrutan de garantía real, o afianzados por entidades de crédito o sociedades de garantía, o cubiertos por un contrato de seguro de crédito, en la parte garantizada o afianzada, o cuando se trate de créditos con partes vinculadas al sujeto pasivo.

 

MODIFICACIÓN DE LA BASE IMPONIBLE EN CASO DE DEUDOR EN CONCURSO DE ACREEDORES

 

El artículo 80.Tres de la LIVA permite al sujeto pasivo modificar la base imponible del IVA cuando el destinatario de las operaciones no haya hecho efectivo el pago de las cuotas repercutidas, siempre que, con posterioridad al devengo de las mismas, se dicte auto de declaración de concurso. El ejercicio de esta opción solo podrá realizarse dentro del plazo máximo de un mes a contar desde el día siguiente a la publicación en el Boletín Oficial del Estado (BOE) del auto de declaración del concurso. Fuera de este plazo, el legislador no permite modificar la base imponible, ni siquiera por el procedimiento previsto en el artículo 80.Cuatro. No obstante, debe indicarse que la reforma de la LIVA amplía dicho plazo hasta tres meses desde el día siguiente a la publicación en el BOE del auto de declaración del concurso.


Una vez que se haya emitido la factura rectificativa en plazo, deberá comunicarse por vía electrónica a la Administración Tributaria, además de remitírsela al destinatario de la operación y a la Administración Concursal.


Por último, indicar que el artículo 80.Tres prevé que no deberá rectificarse nuevamente al alza la base imponible en caso de que finalmente se cobre todo o parte del crédito, salvo que el concurso de acreedores finalice por la revocación de la declaración de concurso; el pago, consignación de todos los créditos o la integra satisfacción de los acreedores; o por el desistimiento o la renuncia de la totalidad de los acreedores reconocidos.  En estos supuestos, habrá que emitir de nuevo una factura rectificativa.


LA MODIFICACIÓN DE LA BASE IMPONIBLE POR IMPAGO DEL CLIENTE EN SITUACIÓN NO CONCURSAL

 

El articulo 80.Cuatro de la LIVA permite al sujeto pasivo reducir proporcionalmente la base imponible cuando los créditos correspondientes a las cuotas repercutidas sean total o parcialmente incobrables. Para que pueda ser ejercitable ese derecho es necesario que concurran los siguientes requisitos:


a) Requisito temporal: que haya transcurrido un año desde el devengo del impuesto repercutido sin que se haya obtenido el cobro total o parcial del crédito derivado del mismo. Para los sujetos pasivos con un volumen de operaciones en el ejercicio anterior inferior a 6.010.121,04 euros, el plazo se reduce a seis meses. En relación con este requisito cabe indicar que la reforma del IVA prevé para las entidades anteriormente referidas la posibilidad de modificar la base imponible tanto en el plazo especial de seis meses como en el general de un año.


b) Requisito subjetivo: que el destinatario de las operaciones, es decir, el deudor, actúe en su condición de empresario o profesional. En caso contrario, se exige que la base imponible de la factura impagada sea superior a 300 euros, IVA excluido.


 c) Requisitos objetivos: que la factura impagada este registrada en el libro de facturas emitidas del sujeto pasivo y que se haya instado su cobro mediante reclamación judicial o requerimiento notarial al deudor, incluso cuando se trate de créditos afianzados por Entes públicos.


 El procedimiento que ha de seguirse por el sujeto pasivo para modificar la base imponible del IVA requiere emitir y enviar al deudor la factura rectificativa dentro de los tres meses siguientes al plazo del año, o de los seis meses antes referidos y, posteriormente, en el plazo de un mes desde la emisión de la misma, comunicar esta modificación a la Administración Tributaria por vía electrónica, aportando copia de la factura rectificativa y de la reclamación judicial o requerimiento notarial realizado. Este requisito es de obligado cumplimiento, y la infracción del mismo originará que la Administración Tributaria entienda improcedente la modificación de la base imponible.


Por último, y aunque como regla general la LIVA establece que una vez practicada la reducción de la base imponible ésta no volverá a modificarse al alza, aunque se obtuviese el cobro total o parcial de la contraprestación, salvo cuando el destinatario no actúe como empresario o profesional; si se produce un desistimiento de la reclamación judicial o se llega a un acuerdo de cobro con el deudor, con posterioridad al requerimiento notarial, deberá de nuevo modificarse la base imponible al alza, emitiendo la correspondiente factura rectificativa en el plazo de un mes desde el desistimiento o acuerdo de cobro.

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio Recomendar esta página Recomendar esta página
© Otagen, Oficina Técnica de Asesoramientos Generales, S.A. Inscrita en el Registro Mercantil de Madrid - Tomo 2.397,3.ª,Folio 1, Hoja 15.19 Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en el apartado "Contacto". Teléfono: 91 310 11 00 Fax: 91 319 98 70